jueves, 21 de julio de 2016

Lo Que Deberías Saber Antes de Eliminar Los Carbohidratos de Tu Dieta

Existen muchas tendencias, productos y métodos que tienen un factor en común: la promesa de que te harán bajar de peso, de forma milagrosa en poco tiempo. Suelen ser métodos extremos donde se elimina de forma total, nutrientes importantes para el cuerpo. Uno de esos nutrientes que se ha puesto bajo un enfoque negativo son los hidratos de carbono o carbohidratos. Mucho se ha comentado, especialmente en las redes sociales e internet, sobre dietas y regímenes para bajar de peso, donde se elimina totalmente este nutriente con supuestos resultados mágicos.


Pero, antes de que borres los carbohidratos de tu vida, sigue leyendo y entérate de lo que deberías saber antes de eliminar los carbohidratos de tu dieta.





Para comenzar, debes saber que los carbohidratos son biomoléculas compuestas por hidrógenooxígeno y carbono; cuya función principal es aportar energía al cuerpo. Existen diferentes tipos de carbohidratos, y varios tipos de clasificaciones. Por ejemplo, dependiendo de su estructura química pueden ser carbohidratos simples (azúcar natural presente en frutas, vegetales, leche y sus derivados y los azucares añadidos) y los carbohidratos complejos (incluyen panes y cereales integrales, vegetales ricos en almidón (fécula) y legumbres. También incluye la fibra, la cual es un tipo de carbohidrato que no se digiere.




Así pues, un número cada vez mayor de pruebas sugiere que los carbohidratos alimentarios, sobre todo la fibra, ejerce un impacto importante en la fisiología humana; ya que modulan la dinámica energética de todo el organismo y pueden afectar a procesos patológicos del cuerpo.

Ahora bien, cuando no se consumen suficientes carbohidratos o se eliminan totalmente, el cuerpo entra en un estado llamado cetosis, que es una condición en donde se acumulan grandes cantidades de unas sustancias conocidas como cuerpos cetónicos, los cuales son capaces de llevar al organismo a un estado de acidosis y al coma. Los cuerpos cetónicos son producidos por el hígado en estados como el ayuno, al cumplir esquemas de alimentación que restringen los carbohidratos o en personas con trastornos de la insulina como la diabetes

Si estas situaciones no se corrigen, o persisten en el tiempo, los cuerpos cetónicos se acumulan en el organismo dando así  a la cetosis que lleva al organismo a un estado de acidosis que es capaz de afectar el funcionamiento de diversos órganos. Aunque esto es muy usado en el mundo fitness, puede traer serias consecuencias  como:



- Mareos y dolores de cabeza: este efecto suele experimentarse a partir del tercer día,  y es el peor; ya que como el cuerpo no tiene energía, movimientos fuertes, incluso si uno se levanta rápido, puede llevar a marearte. El cerebro necesita de una reserva de carbohidrato para funcionar, y al no tenerlo, produce este efecto.

- Mal aliento: cuando nuestro cuerpo tiene un exceso de cuerpo cetónicos estos se liberan a través del aliento, de ahí que ser recomiende tomar mucha agua, incluso hay personas que han presentado un sabor metálico en su boca.

- Orina con olor muy fuerte: los cuerpos cetónicos también se eliminan por la orina así que el olor de la misma se vuelve más fuerte.

- Sudor fuerte: también se eliminan cuerpos cetónicos por el sudor así que es normal que su olor se vuelva desagradable.

- Falta de apetito: las proteínas y las grasas tienen un poder saciante mayor y su digestión suele ser más lenta que la de  los hidratos de carbono de ahí que el apetito baje considerablemente.

Pérdida de calcio: el exceso de proteínas favorece la pérdida de calcio por el riñón (que previamente se ha extraído de los huesos) y se puede favorecer la osteoporosis.

- Posibles arritmias: es posible que se produzcan problemas del sistema de conducción eléctrico cardiaco y arritmias.

- Pérdida de músculo: si se está mucho tiempo en cetosis primero se toma energía de la grasa pero cuando esta va bajando se empieza a degradar el músculo para usar sus aminoácidos como combustible.

Y otros síntomas nada agradables como náuseas, vómitos, dolor abdominal, dificultad respiratoria y decaimiento general.

De modo, que hay que tener mucho cuidado con estas dietas de moda, que te ofrecen resultados rápidos, pero a expensas de tu salud. Lee, infórmate y orientate con un profesional de la nutrición  antes de considerar alguna opción de alimentación que pueda poner en riesgo tu cuerpo.




Puedes bajar de peso, de forma saludable y equilibrada, sin tener que restringir ningún grupo de alimentos, sin consecuencias que pongan en juego tu salud y comiendo sabroso. ComeMejor es tu aliado, para que pierdas esos kilos de más, disfrutando tu alimentación. 

Fuentes:
Libro Nutrición y Dietoterapia de Krause. Décima Edición. Año 2000
http://www.vitonica.com/dietas/efectos-secundarios-de-la-cetosis-no-comer-hidratos
Reacciones:

1 comentario:

  1. http://anna-historias.blogspot.com.es/.
    Te mando mi blog si quieres darle un vistazo gracias

    ResponderEliminar